Poesía — 27 febrero, 2014 at 3:00

LOS POETAS NO MUEREN (HOMENAJE PERSONAL A ANTONIO MACHADO) Por Gocho Versolari

by

Escenario

 

 

XXXVII

 

¿Dices que nada se crea?

No te importe, con el barro

de la tierra, haz una copa

para que beba tu hermano.

 

Antonio Machado — Proverbios y Cantares

 

 

Alguien dijo alguna vez que “Las dictaduras y las guerras no combinan con la poesía”. Eso fue absolutamente cierto en el caso de Antonio Machado, quien en el invierno de 1939, ante la   caída de Barcelona bajo las tropas franquistas, debió marchar a un doloroso exilio a tierra francesa junto con su anciana madre. El poeta contaba con sesenta y tres años.

 

Fueron muchos los intelectuales y artistas que entonces enfrentaron el destierro. Ya sea por su adhesión a la República, o por el simple hecho de optar por esa colosal expresión de los universos interiores que acompaña al arte, que el militarismo y la autocracia consideraban en si mismo como un enemigo.

 

Largas esperas en la frontera. El frío de aquel invierno   más crudo que otros. El dolor agudo de la separación de sus afectos, fue haciendo mella en la salud ya resentida del poeta.

 

 

XLVI

 

Anoche soné que oía

a Dios, gritándome: ¡Alerta!

Luego era Dios quien dormía,

y yo gritaba: ¡Despierta!

Antonio Machado — Proverbios y Cantares.

 

El día 28 de enero, el poeta   llegó a la ciudad de Colliure, en Francia. Allí se agravó una enfermedad bronquial,  que se combinó con una gastroenteritis, produciéndole la muerte el 22 de febrero. Tres días después, lo seguiría su anciana madre. Tiempo de plomo, en  que la muerte se cebaba con el corazón de los poetas. Tres años antes, la Falange había asesinado a Federico García Lorca,   amigo de Machado.

 

XLV

 

Morir.. ¿Caer como gota

de mar en el mar inmenso?

¿O ser lo que nunca ha sido:

uno, sin sombra y sin sueño,

un solitario que avanza

sin camino y sin espejo?

Antonio Machado — Proverbios y Cantares

 

El calvario del poeta no finalizó con la muerte. Luego del exilio, fue su obra la que marchó al destierro. En los largos años de la dictadura franquista, Machado fue ignorado en España. Su reivindicación empieza recién en 1981.

IMG_0113-1

En febrero de 2014, se cumple el 75° aniversario del fallecimiento del poeta. La Editorial Machadiana  y la sección literaria del Ateneo cultural de Madrid, con el soporte de  las publicaciones  literarias españolas: “ Revista Machadiana” y  “Punto Digital”,   han realizado  una presentación especial en el Salón de Actos del Ateneo de Madrid el día 21 de febrero pasado para conmemorar la efeméride.  En el acto estuvieron presentes y recitaron sendos poemas del añorado Antonio Machado, entre otros,  la única sobrina viva con la que convivió el poeta: Doña Leonor Machado, de 90 años de edad, el escritor y biógrafo de Antonio Machado y de Federico García Lorca, Ian Gibson, el excelente actor y rapsoda  José Sacristán yun preciado ramillete de poetas y poetisas entre los que cabe destacar a Juan Carlos Mestre, premio Nacional de poesía en 2009, Miguel Losada, director del Área literaria del Ateneo, Javier Lostalé, Angelina Gatell, Beatriz Ruso, entre otros, todos con un admirable palmares poético-literario  . El recuerdo como medio de reivindicación para tomar conciencia que los poetas no mueren; que  persisten, crean, inspiran y actúan sobre nosotros a través del impulso que los llevara a modelar toda una lengua.

 

XXIX

Caminante, son tus huellas

el camino, y nada más;

caminante, no hay camino,

se hace camino al andar.

Al andar se hace camino,

y al volver la vista atrás

se ve la senda que nunca

se ha de volver a pisar.

Caminante, no hay camino,

sino estelas en la mar.

 

Antonio Machado — Proverbios y Cantares.

 

Gocho Versolari

Tags 1939-2014

Leave a Reply